Crónica EF Arganda vs UDM Elida Olimpia, están todos dentro.



Pat Riley, mítico entrenador de los Lakers, decía que en lo referente al compromiso solo hay dos opciones. O estás dentro o estás fuera, no hay termino medio. Pues bien, los chicos del aficionado del Elida Olimpia están todos, sin excepción, dentro.

Y comienzo así mi crónica de hoy porque el partido que jugaron en la tarde-noche de ayer en la Ciudad del Fútbol de Arganda frente a la Escuela de Fútbol de esa localidad lo demuestra de forma incuestionable, y quiero resaltar su tremendo compromiso para con el equipo, para con el grupo por parte de todos y cada uno de sus componentes, bien desde el terreno de juego, bien desde el banquillo, bien desde la grada.

Todos los partidos llevan incluidos mini partidos dentro y los de Santa Eugenia supieron jugar cada uno de ellos de la mejor manera. El primer tiempo fue un minipartido en el que los visitandes, ayer de blanco y rojo, tuvieron el balón, tuvieron paciencia casi siempre, y todo lo hicieron frente a un rival que se parapetó en su campo a veces hasta con una línea de 6 en defensa, esto hizo que el juego se tornara muy complicado. Los locales lo fiaban todo a balones largos, casi siempre desde su portero o defensores, y a la posibilidad de agarrar alguna segunda jugada, pero el Elida ayer fue un equipo sobre todo serio, que supo en todo momento estar bien posicionado para minimizar esas opciones que buscaban los locales y que practicamente nunca encontraron. Las ocasiones en esta primera mitad fueron escasas pero todas del Elida, sobre todo dos llegadas de Hugo que resolvió bien Durán, un guardameta que mantuvo a los suyos dentro del partido con sus intervenciones, la primera con una parada de mérito y la siguiente con una salida muy oportuna. La segunda parte tuvo tres miniparidos diferentes, el primero hasta el minuto 72, en ese tiempo los de Freire dominaron el juego con claridad en todas sus facetas y llegaron a las inmediaciones de la portería defendida por Durán con peligro, ocasiones para Lobo, Manzano y Fran que no se concretaron pero el equipo jugaba con sentido y seguridad, muy serios atrás Jaafar, Nacho, Jesús y Jaime abortaban cualquier intento local por enganchar algún balón largo, David, Mario y Carlos Freire dominaban el centro del campo con autoridad y Manzano y Fran por banda y Lobo arriba generaban trabajo y peligro, si a esto añadimos que Mogui resolvió con solvencia el único uno contra uno que tuvieron los locales llegamos a la conclusión que solo podía suceder lo que sucedió en el minuto 67 ya con Alex, Ayman y Fran en el campo, que Manzano acertó con una de las muchas llegadas de los blancos para poner el 0 a 1 en el marcador. Esto siguió así solo 5 minutos más porque en el 72 comenzaba el segundo minipartido de esta segunda mitad cuando los locales empataban el encuentro al empujar Martín Carmona a la red un balón suelto después del saque de una falta favorable a los del Elida que el árbitro convirtió incomprensiblemente en favorable a los locales, de hecho no pude ver la jugada porque cuando el gol se produce se estaba atendiendo a Carlos Freire en la banda a consecuencia de la falta de marras. El caso es que el empate hizo crecerse a los locales y el segundo minipartido de esta segunda mitad el Elida también lo jugó bien, fue cuando más sufrió, cuando tuvo que apretar más los dientes y cuando los locales más se sintieron cerca de la victoria guiados por los envites de su mejor jugador, De Rodrigo, y porqué no decirlo, apoyados en decisiones arbitrales caseras en este tramo. Pero los de Freire aguantaron el tipo y volvieron a ser letales en sus salidas. En una de estas en el minuto 86 y después de una primorosa jugada de Fran por el costado derecho, el servicio de este fue empalmado por Ayman con un tremendo derechazo ante el que Durán no pudo hacer nada y que suponía el uno a dos para los de Santa Eugenia y por ende la victoria definitiva porque el tercer minipartido de esta segunda parte duró ya hasta el final y en él los del Elida sujetaron con solvencia los últimos intentos de los locales que además eran ya a la desesperada.

Concluyo como empecé, valorando como se merece, es decir, al máximo el compromiso que demuestran todos y cada uno de mis jugadores a los que cada semana que pasa estoy más orgulloso de dirigir. Y os aseguro que no por los resultados ya que sé que llegarán momentos no tan buenos y lo seguiré estando. Lo sabéis, "siempre yo os sigo".

El próximo domingo el equipo vuelve a jugar en su coliseum de La Unión después de dos salidas consecutivas, recibimos al Rayo 70 y os puedo asegurar desde ya que no será fácil. Espero poder seguir contando buenas noticias.

Fuerza Elida !!!!!!!!

#cronicas